Viajo, creo, creo que viajo

graffiti

En el momento en que me acuesto viajo. La imaginación me transporta a otro lado. Me subo al tren, viajo. Viajo con la percepción alterada. Canto, bailo y viajo. Sueño y me veo viajando.

 

Es que viajar es crecer, es aprender a verse desde otro ángulo. Lo veo como una conexión con lo que es distinto que nos lleva a replantearnos. El viajero disfruta de cambiar la piel, de contemplar al otro para contemplarse a si mismo. Esto nos lleva a reafirmar nuestro ser constantemente, desechando lo que nos resta y adoptando lo que nos suma.

 

Viaje puede ser un estado de la mente como un momento de concentración o un paseo. Viajo para conocer a otros y para conocerme a mi misma, para encontrarme cuando me pierdo.

 

Como si no hubiese fronteras atravieso portales y viajo. Viajemos por la vida, no hablemos de tiempo, no seamos parte de la quietud, disfrutemos del movimiento.

 

Serie realizada en el transcurso del 2015